Eva Luna - Isabel Allende (Resumen, análisis y reseña)

En Biblioteca Salvadora veremos el resumen completo de libro o novela Eva Luna de Isabel Allende, ademas de una reseña de los personajes principales, analisis y reseña del libro.

Tabla de contenido
  1. Personajes principales
  2. Personajes secundarios
  3. Resumen completo
  4. Análisis de la obra

Personajes principales

  • Eva Luna de Isabel Allende es una novela con decenas de personajes principales, pues aunque es bastante entretenida, hay que admitir que es densa y con muchos personajes.
  • Este es un listado de los personajes principales, es decir, quienes tienen mayor importancia a nivel general.
  • Consuelo: Es la madre de Eva Luna, y una pelirroja rescatada desde que era un bebé por unos misioneros que vivían en medio de la selva. El Indio jardinero; es el padre de Eva Luna, ella nunca lo conoció, pertenecía a una tribu que le rendía honores a la luna, y por eso Consuelo le colocó como apellido a su hija Luna.
  • Eva Luna: es la protagonista de esta novela, desde pequeña le gusta contar todo tipo de historias, con las que a lo largo de su vida va entreteniendo a otros personajes, y es quien narra esta novela.
  • Huberto Naranjo: Desde joven fue amigo de Eva Luna, ya mayor fue su amante ocasional, de líder pandillero se convirtió en líder guerrillero.

Personajes secundarios

Aunque los siguientes personajes tuvieron una gran parte o aporte importante en la historia, considero que hacen parte de la lista de los personajes secundarios.

  • Elvira: Es la abuela adoptiva de Eva Luna.
  • La madrina: La Señora que es dueña de un burdel.
  • El profesor Lukas Carlé: Fue asesinado por sus alumnos.
  • Los Tíos y las primas de Rolf Carlé.
  • El periodista Aravena quien ayuda a Rolf , a Eva y a Mimi en sus carreras profesionales.

Resumen completo

El primer relato que narra Eva Luna es sobre la historia de su madre, según ella su madre fue encontrada en un embarcadero cuando era un bebé, por unos frailes misioneros que la cuidaron y la llevaron a la Misión donde fue criada. A su madre le dieron por nombre Consuelo, al parecer fue el primer nombre que se les ocurrió a los misioneros. El lugar donde se asentaba la misión era uno de esos lugares desde donde se buscaba El Dorado.

Nota: El dorado hace parte de una antigua leyenda indígena sobre la existencia de un lugar de oro, en donde los habitantes vestían prendas de oro, existían ríos de oro y las mujeres se bañaban desnudas en esos ríos.

No se sabe a ciencia cierta si El Dorado existió, pues algunos afirman que fue un invento de los indígenas para evitar ser asesinados por los españoles colonizadores.

Cuando creció, la madre superiora la llevó a trabajar en la casa de un distinguido embalsamador de cadáveres, llamado el profesor Jones, en esa casa pasaría varios años trabajando en las labores domesticas, luego el profesor Jones le tomaría confianza y la dejaría trabajar en su laboratorio y ayudarle a preparar sus formulas para embalsamar. En esa casa Consuelo vería como caía la dictadura que asoló al país durante tres décadas.

Eva Luna de Isabel Allende narra que su madre la concibió con un indio, de ojos amarillos, que hacia las labores de jardinería de la casa del profesor Jones; Una vez el indio fue picado mortalmente por una culebra y luego de prestarle los primeros cuidados ella, Consuelo, se encargó de extraerle los últimos residuos de veneno, pero como el indio ya estaba casi muerto ella decidió que era tiempo de acabar con su virginidad.

La madre de Eva Luna terminó curando al indio, ya que este se repuso de la picadura mortal que le propinó la serpiente, pero luego de curarse él decidió marcharse y ella le obsequió la pepita de oro que siempre llevó colgada en su cuello desde salió de la misión de los frailes en la selva. Cuando ella nació su madre le puso por nombre Eva, para que la suerte no le fallara y Luna como tributo a la tribu a la cual pertenecía su padre.

Su madre Consuelo falleció cuando ella tenía 06 años; fue luego de que en una noche buena Consuelo se atragantara con un hueso de pollo y posteriormente se enfermara muriendo a los pocos días. Ella Eva Luna de Isabel Allende quedó al cuidado de su madrina, la cocinera del profesor Jones y la mujer que ayudó en el parto a su madre cuando ella, su única hija nació.

Otra de las historias de Eva Luna de Isabel Allende es la que se narra sobre la vida de Rolf Carlé, un inmigrante alemán, que llega a vivir en una Colonia de alemanes asentados en el caribe. Rolf Carlé llega a Suramérica luego que su padre es hallado muerto colgando en uno de los árboles del bosque cercano a su casa. Eva Luna relata que Lukas Carlé, el padre de Rolf, era un hombre autoritario que abusaba verbal y físicamente de su familia.

Leer más...  Lo más tarde en noviembre - Hans Erich Nossack (Resumen completo, análisis y reseña)

Lukas Carlé era un profesor en el liceo del pueblo, en un apartado lugar de Austria, tenía fama de ser un profesor disciplinado al extremo, pero también de un carácter insoportable, tanto que llegaba a maltratar a sus alumnos en especial a los varones con el pretexto de formarlos como hombres fuertes. En su familia le temían tanto que cuando él estaba en la casa no se escucha el menor ruido para no molestarlo.

Eva Luna de Isabel Allende, reseña que Lukas Carlé tenia tres hijos, una hembra y dos varones; su hijo mayor llamado Jochen, era medio torpe y sus compañeros del liceo se desquitaban con él de los maltratos que su padre les propinaba en el liceo; su hija, Katharina, algo menor que Jochen nació con retraso mental y una enfermedad del corazón que no le daba muchas esperanzas de vida, Lukas Carlé, se decía a si mismo que era mejor así.

Su hijo menor se llamaba Rolf Carlé, en él Lukas Carlé veía cumplido su sueño de tener una descendencia con sus mismas características, pero no le permitía a su madre que lo mimara y o consintiera en exceso, para convertido en un verdadero hombre, y su madre una mujer sumisa a acostumbrada al maltrato de su marido no le ponía objeción, sin embargo en cuanto podía consentía a todos sus hijos sin que Lukas se enterase.

Lukas Carlé tenia por fetiche sexual ver desfilar ante si a la mujeres desnudas usando solo unos zapatos de tacones altos y color rojo, a veces cuando, sus ingresos se lo permitían, contrataba prostitutas con esa intención, pero las mayorías de las veces sometía a su esposa a tal ritual. Una noche, en que Jochen, ya crecido y sobrepasaba en altura a su padre, se decidió ponerle fin a las humillaciones con sometía a su madre.

Un día fue hallado muerto Lukas Carlé colgando por el cuello de un árbol, al parecer se había suicidado, sin embargo se corrió el rumor de haber sido ajusticiado por cinco alumnos del liceo cansados de sus abusos. Su esposa y su hijo Rolf reconocieron en la morgue el cadáver y, sin decirlo, sintieron un alivio en sus vidas. Pero Rolf empezó a sentirse mal y sufrir de pesadillas con su padre fallecido.

Fue entonces que su madre decidió enviarlo a Suramérica a casa de un primo, con el fin de que Rolf Carlé sanará de sus traumas mentales. Durante la larga travesía desde Austria al continente americano Rolf pudo aliviarse de sus padecimientos. Cuando llegó a la colonia donde vivían decenas de sus paisanos fue recibido por sus dos primas lejanas, con las que llegaría a congeniar maravillosamente.

Rolf Carlé conoció a un distinguido periodista de la capital, que frecuentaba la Colonia, fue quien lo animo a seguir su vocación de estudiar cine o fotografía en la capital. Cuando Rolf Carlé cumplió los veinte años se fue, con el consentimiento de su tío Rupert, a la capital a iniciar sus estudios, a pesar que sus primas querían que él se quedara con alguna de ellas, y a su tía no le gustaba la idea de irse a vivir solo en una ciudad de mala fama.

Huberto Naranjo era otra de las historias que Eva Luna de Isabel Allende narra como paralela a la suya y a la de Rolf Carlé, además de sus otros personajes. Huberto Naranjo fue un joven que se crió prácticamente en la calle donde se desarrolló y evolucionó como un hábil líder de los pandilleros que cobraban comisiones a los vendedores ambulantes; era querido por las putas de los burdeles y por las personas de los bajos fondos.

Huberto Naranjo llevó a Eva Luna de Isabel Allende a casa de la Señora, que no era otro sitio sino un burdel, pero el no la llevo para ponerla a trabajar sino para que la Señora, que administraba aquel negocio se la cuidara ya que él no podía. Para convencerla le ofreció pagarle cada cierto tiempo por cuidar de Eva, y le dijo que ella era una experta en contar cuentos de toda clase, era experta en improvisar historias.

En ese burdel Eva Luna, quien contaba unos trece años de edad, permaneció algún tiempo al cuidado de la Señora, y fue donde conoció a Melecio, un inmigrante de origen italiano que en el día daba clases en su idioma natal y en las noches se transformaba en Mimi, un transexual que tenia también un show nocturno en otro local cercano, Mimi llegó a ser gran amigo de Eva Luna, con él jugó a las muñecas por primera vez.

Leer más...  Crónica de una muerte anunciada - Gabriel Garcia Marquez (Resumen y análisis)

Pero un día la policía por desacuerdos en las comisiones que debían pagar los locales nocturnos realizó una redada llevándose a medio mundo, entre las personas se nombraba como la revuelta de las putas, ya que esos fueron los locales más afectados; Melecio fue a parar a la comisaría y la Señora salió despavorida huyendo con su dinero encima, de Huberto Naranjo no supo nada.

Eva Luna vagó por varios días, hasta que un señor, un inmigrante del medio oriente, la encontró toda sucia y hambrienta y le dio su ayuda, le dio de comer y se la llevó para su casa. Riad Halabí vivía con esposa Zulema en un pueblo, de nombre Agua Santa, situado en la parte oriental del país, y ambos aún no tenían hijos, por eso cuando Eva llegó a aquella casa, Zulema y Riad la acogieron como la hija que aun no tenían.

En el pueblo de Agua Santa, aprovechando que su esposo Riad Halabí esta comprando mercancías lejos del pueblo, Zulema sedujo a un primo de este llamado Kamal, quien vino para hacer su vida lejos de la guerra en el medio oriente. Kamal que desde que llegó a Agua Santa llamó la atención de varias mujeres incluso de Eva Luna, se sintió avergonzado por la traición hecha a su primo que le dio su hospitalidad, y luego del hecho se marchó.

Cuando Riad Halabí regresó varios días después, encontró a Zulema con una fuerte depresión y al notar que Kamal se había ido sin motivos aparentes, dedujo la traición que habían cometido en su contra, sin embargo no tomó acciones en contra de su esposa para no causarse mayores vergüenzas; al cabo de un año Zulema aún seguía en aquellos estados de tristeza, y por más remedios que le daban no salía de su melancolía.

Según Eva Luna de Isabel Allende, durante unos de los viajes por negocios que realizó Riad Halabí, ella se quedó en la casa a solas con Zulema. Una mañana fue a saludarla en su habitación y la halló muerta de un balazo; La policía acusó a Eva de haberla asesinado y trató de hacerla confesar mediante la tortura, pero gracias a que Riad Halabí regresó a tiempo y le pagó a los policías para que la soltaran Eva no fue a la cárcel acusada injustamente.

Pero aunque Riad Halabí sabía que Eva no era culpable de la muerte de Zulema, le dijo que tendría que irse para evitar que la sigan involucrando. Antes de marcharse de Agua Santa, Eva Luna se sintió atraída por Riad Halabí y prácticamente lo sedujo y se le entregó, descubrió que realmente lo quería a pesar de la diferencia de edad. Ella trató de convencer a Riad para no irse del pueblo pero él finalmente le convenció.

Eva Luna de Isabel Allende y Melecio se encontraron por casualidad en una iglesia, Melecio le dijo que desde hacia tiempo era conocida como Mimi, y que era transexual, y trabaja como actriz. Eva Luna por petición de Mimi se fue a vivir con ella y lograron una buena amistad que le hizo convivir durante varios años, tiempo en que Eva estudió, aprendió algo de inglés y Mimi llegó a convertirse en una reconocida actriz.

Mientras, Rolf Carlé se dedicó a desarrollar su carrera filmando en los escenarios de cualquier lugar del mundo donde se desencadenase algún conflicto o un desastre natural, sus primas se casaron y tuvieron sus hijos y dejaron de esperar por él, aunque a veces las visitaba y los tres recordaban sus tiempos juveniles. Eva Luna mientras trabaja en una fábrica de uniformes para militares, se reencontró con Huberto Naranjo.

Mimi animó a Eva Luna a escribir sus cuentos y cuando los estuvo listo se los llevo a sus productor televisivo y este quedó impresionado con la narrativa que Eva Luna usaba en sus historias, tanto le gustaron que decidió hacer una novela utilizando uno de sus cuentos como adaptación para la televisión, fue como Eva Luna de Isabel Allende comenzó triunfar como escritora en los medios televisivos, haciendo novelas.

Fue durante la primera entrevista que le realizó el director de la televisora nacional, el periodista Aravena, que Eva Luna y Rolf Carlé se conocieron, desde que Eva lo vio se sintió como si lo hubiera conocido desde siempre y comenzó a salir con él. Durante ese tiempo Eva Luna se reencontró con Elvira su abuela adoptiva, y se la llevó a vivir con ella y Mimi, ya que estaba viviendo en un lugar donde las lluvias podían acabar con su vida.

Leer más...  Malos y malditos – Fernando Savater (Resumen completo, análisis y reseña)

Cuenta Eva Luna de Isabel Allende que por medio de su habilidad para realizar cualquier cosa con la materia universal, que le había enseñado a elaborar la yugoslava que tuvo que huir del país, ella podía ayudar a escapar a unos guerrilleros amigos de Huberto Naranjo recluidos en un penal cerca de Agua Santa. Entre Huberto, el Negro y el comandante Rogelio y otros guerrilleros organizaron todo el operativo.

En Agua Santa Eva Luna se enteró que Riad Halabí se había casado con una jovencita, y también se topó con Rolf Carlé que fue en misión de grabar todo ese operativo como forma de un reportaje especial que diera la noticia de que el movimiento guerrillero no estaba acabado. Fueron días en que las tres historias principales de Eva Luna de Isabel Allende convergieron en una sola.

Luego que cumplieron su misión relata Eva Luna que ella se despidió para siempre de Huberto Naranjo, aunque en aquel momento no se percató de ello, pero si lo hizo considerándolo como el camarada y compañero de aventuras que fueron desde jóvenes. Al llegar a la capital Eva Luna le mostró a Mimi las joyas que había traído de Agua Santa y se la dio para pagar su operación de cambio de sexo, pero Mimi ya había dejado esa idea.

Como ya no las usaría para completar su operación Mimi se decidió por usarla en durante sus filmaciones o fiestas. A los pocos días se apareció Rolf Carlé buscando a Eva Luna para llevarla a esconderse por si descubrían su participación en el escape de los guerrilleros. Eva Luna y Rolf Carlé pasaron un tiempo en la Colonia y las primas de este y sus tíos la recibieron de muy buena manera.

Luego de su estancia en la Colonia Eva Luna de Isabel Allende retomó su trabajo como escritora para las telenovelas y cuando iban a empezar las grabaciones de unos capítulos dedicados a la guerrilla, que ella escribió en base a su experiencia con los guerrilleros amigos de Huberto Naranjo y el comandante Rogelio, recibió una citación para entrevistarse con un General llamado Tolomeo Rodríguez.

El General Tolomeo Rodríguez le ofreció a Eva Luna salir ilesa de cualquier culpa por su posible participación en la fuga de los guerrilleros, si ella permitía hacer posible una entrevista entre ese general y los guerrilleros para que se firmará una amnistía y se logrará la paz del país; al principio Eva Luna se negó pero le hizo saber que lo pensaría, ya que para ella era mejor verlos debatiendo en un congreso que seguir armados.

Rolf Carlé que durante algún tiempo estuvo fuera del país, cuando regresó y transmitieron su último documental que hablaba sobre la fuga de los guerrilleros, por prudencia le fue concedido un permiso laboral mientras los rumores políticos del gobierno se calmaran; él aprovechó esa oportunidad para pasarla junto su familia y Eva Luna en la Colonia, cuando llegaron su familia le prepararon un gran cena de recibimiento.

Cuenta Eva Luna de Isabel Allende que con Rolf Carlé ella estaba segura de poder seguir narrando historias con finales felices en muchas ocasiones. Con él se acabaron sus pesares y sus malos recuerdos y él no volvió a tener aquellas pesadillas que lo atormentaban desde joven; durante varias semanas se amaron como nunca y para ella fue el tiempo de comenzar a contar su historia con un final feliz.

Análisis de la obra

El principio del relato me recuerda al Macondo de Cien años de Soledad de Gabriel Garcia Marquez, pues la forma en como relata como fue concebida Eva Luna y en como describe el pueblo da a entender esos aires del Boom Latinoamericano, en especial la influencia de Garcia Marquez.

Esta obra tiene diferentes momentos y la escritora hace muy bien su papel a la hora de narrar. Se nota perfectamente la diferencia entre el inicio en donde narra la vida de la familia de su futuro novio y el nacimiento de ella y sus primeros años de vida, luego la narración se torna más agresiva con sus fantasías e historias sexuales, ademas de esa parte revolucionaria en la que se ve envuelta.

 

Deja un comentario

Subir